El Colomí Missatger

Opinió política, mitologia i història de les religions

Las razas puras: "judíos", "arios" y otros aliolis...

¿Se acuerdan de la leyenda de los granos de trigo y el ajedrez? En el enlace la encontrarán, pero piensen un momento que cada 4 de los 64 cuadros representan un siglo de generaciones anteriores, es decir, ancestros: 2 padres, 4 abuelos, 8 bisabuelos, 16 tatarabuelos. Así, 64 cuadros corresponderían sólamente a 16 siglos, unos 1.600 años, apenas hasta el fin del imperio romano de occidente.

Siguiendo la duplicación de ancestros, el número de personas de aquella época que serían antepasados sería el del cuadrado final -9.223.372.036.854.780.000 ó 9 trillones- de los que, comúnmente, muchos de ellos corresponderían a ramas familiares entre sí, sea de primos u otro parentesco y consanguineidad, pero para contabilizar el número de nuestros antepasados, sólo hasta el s.V, tendríamos que sumar también las casillas anteriores.

Una vez visto lo dicho, imaginen que algunos de esos átavos pertenecían a tal o cual raza y hagan un cálculo de posibilidades de que durante esas generaciones se haya mantenido algún tipo de consanguineidad radical que no haya llevado a la esterilidad -como suele ser el caso- de las comunidades endogámicas. ¿Alguien puede realmente creer que la raza es algo más que un leve tinte en un lienzo lleno de todos los colores?
Y luego tiren hacia atrás hasta Lucy, australopìtecos todos, 4 millones de años, y sigan doblando. Los mormones llegan hasta Adán en sus genealogías y se quedan tan contentos.

Y eso que Adán aún no se había bajado del árbol... tampoco.

http://dunia.somms.net/?p=12


Archivo