El Colomí Missatger

Opinió política, mitologia i història de les religions

Las cosas reales

El primer acto de la comedia fue, con el apuntador en coma, regalar el Sahara a su "hermano" marroquí, que tanto ayudó al apuntador con tropas y logística cuando hizo falta. No en vano el propio hijo de Abd el Krim estudiaba en Madrid -en el cole de un tío abuelo muy competente, hermano de un masón confiscado por el régimen-. Tras 30 años se acuerdan de que existe, además de Teruel, unos corralitos más allá de Peregil y más acá del Sahara. Próximo a la jubilación y con la clínica Dexeus fabricando borbones a todo trapo, hasta que consigan el varón que evite tocar la santosacra constitución, ¿se tantea la posibilidad de más regalos a cambio de una transición de aquellas del rey de bastos al de picas?
La monarquía no ha colado más que donde el 45% de la población era analfabeta, es decir, España. Ni albanos, ni rumanos, ni húngaros, ni rusos, ni georgianos, ni griegos, cuyos monarcas habitan en los madriles o en la parcela a recuperar -ayudados por sus primos ya colocados-, tragan con el potaje. Aquí, entre farinetas y migas, se recuerda el pan negro y se comen papas hervidas con alegría, mientras se cocina otra independencia en Kosovo por voluntad de Washington y las cloacas de la NATO, peti qui peti. Independencias, libertades, democracias, y muertos a la carta Solana, barata e inmoral.... ¡Algunos hasta le llaman socialismo! Merio Mucho.
P.S. Ahora que es ilegal encender el hornillo con el Hola, estoy usando la Historia de España, desde el Felipe pacá.


Archivo